Población, periodistas e invitados especiales fieles testigos del Traspaso de Mando Presidencial 2019-2024

0
97

Saúl Martínez/Fotografía Cortesía.

A tempranas horas de la mañana centenares de salvadoreños caminaban las asfálticas calles del área metropolitana de San Salvador, unos se conducían hacia sus lugares de trabajo, mientras otros caminaban rumbo a la toma de posesión presidencial del Presidente electo, Nayib Bukele.

Las diferentes calles acuerpadas de franco tiradores y un amplio dispositivo de seguridad orientaba a la población sobre las vías de acceso, con esto enorme filas de personas comenzaron a formarse para entrar uno a uno, a la plaza Libertad, plaza Morazán y a la Plaza Cívica General Gerardo Barrios, donde se llevaría a cabo la juramentación del próximo jefe de Estado.

A todo esto, decenas de periodistas nacionales e internacionales se concentraron a un costado del parqueo de la Catedral Metropolitana, quienes uno a uno cumplía con el respectivo protocolo para accesar a las tarimas, donde desde ahí activarían sus cámaras, observarían a detalle cada paso del evento.

Entre insultos y consignas “devuelvan lo robado”, así la población recibió el ingreso del Primer, Tercer Ógano del Estado y al aún entonces Presidente de la República de El Salvador, Salvador Sánchez Cerén.

Con 84 diputados presentes, Nayib Bukele, quien se juramentó cerca de las 10: 20 de la mañana de este sábado primero de junio entre un ambiente cálido, fue ovacionado por los presentes quienes a todo pulmón expresaban “si se pudo, si se pudo, bravo Nayib, Nayib Presidente”.

Y aunque en su primer mensaje como Presidente Constitucional de la República de El Salvador, Nayib Bukele, exaltó la presencia del pueblo, ignorando así a los invitados especiales, él no se comprometido en ejecutar programas en beneficio de la población, como ha pasado con presidentes anteriores.

Con traje color negro y camisa blanca evadiendo la corbata, llegó Bukele tomado de la mano de su esposa la ahora primera Dama Gabriela y futura madre de su esperada hija  a la toma de posesión a eso de las 10:00 de la mañana.

Por un momento tanto la prensa nacional como internacional se vaciló, ya que enfocaron su vista, donde la mayoría de las autoridades ingresaron, sin embargo, Bukele y su esposa caminaron en la alfombra roja en dirección de la avenida Monseñor Romero, comúnmente conocida como; la segunda avenida Norte, quienes al subir la tarima saludaron a los presentes y como gesto de amor se dieron un beso ante la presencia del pueblo salvadoreño e invitados de diversas partes del mundo.

l

NO HAY COMENTARIOS

DEJAR UNA RESPUESTA

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.